Es el águila más grande de la Península ibérica. Presenta la cabeza predominante con alas grandes y cola bastante larga:
Se alimenta de mamíferos y aves, también de reptiles, anfibios, invertebrados y peces. Durante el invierno come carroña. No es extraño que al vuelo le arrebate la presa a otra ave rapaz, incluyendo al Quebrantahuesos.

Esta águila es sumamente agresiva. En las riñas por la comida y sitios donde anidar demuestra ser dominante aun sobre otras águilas de mayor tamaño. Y si de verdad tiene hambre, por un pescado un pichón de esta especie puede intimidar hasta un grupo de siete otras águilas más grandes, está documentado en la naturaleza. Cuando dos de estas águilas se confrontan, irrelevante del género, la cosa termina física.

Ataca todo tipo de presa, en la tierra o en el aire. Se le documenta agredir otras aves rapaces, zorras, y hasta coyotes y lobos. No siempre triunfa en sus descabezados intentos, pero tiene unos talones que hacen sufrir a todos con quien se topa. Sin embargo, no es un ave oportunista, sólo come carroña durante los meses de escasez en invierno.